La “aventura” del medio hermano.

Publicado en Debate el viernes 5, enero, 2018

 

Carlos Casillas/ÁGORA DEBATE.

En política la forma es fondo, sobre todo si lo que se pretende es forjar una apariencia de unanimidad y de apoyo popular. En México hemos sido testigos de precandidaturas o de aspiraciones fracasadas de familiares y personas cercanas a los gobernantes.

En Michoacán ya lo vivimos con Luisa María Calderón, quien a pesar de todo el aparato de estado que trató de utilizar para afianzarse Michoacán, no contó con el apoyo de los ciudadanos; y ahora la historia se vuelve a repetir con Antonio García Conejo, diputado local que busca lograr la candidatura al Senado de la República por el Frente Opositor y para ello tratar de forzar un apoyo de la militancia del PRD en torno a su “proyecto” por el simple hecho de tratarse de un familiar del Gobernador en turno.

Pero los michoacanos han aprendido a sacudirse esas pretensiones hereditarias. En Michoacán los cargos no se heredan o se reclaman por supuestos derechos de sangre. No, en Michoacán los cargos se luchan, se conquistas en base a propuestas, a trabajo de campo, a mantener una relación cercana a la gente.

Es por ello, que se prefigura un destino positivo a la “aventura” pre electoral de Antonio G. Conejo, ya que el pasado 18 de noviembre el Consejo Nacional del PRD decidió que las candidaturas federales se elegirían vía Consejo Electivo, y por ello, por más pegatinas que le pongan a los vehículos, el medio hermano del Gobernador sabe que no cuenta con consejeros nacionales suficientes para logar su cometido, así trate de convencer a Nueva Izquierda y los galileos.

No obstante, el medio hermano se empeña en una aspiración que no está sólida y que todo hace indicar que se trata de un mero chantaje para buscar colarse en la Lista Nacional Plurinominal. Es por eso, que esa aspiración es un volado, y eso lo deberían de saber todos aquellos que se acercan para buscar su “bendición” en su pretensión de candidaturas locales.

No obstante, ello, existe un silencio bastante extraño en Casa de Gobierno respecto a la aspiración del medio hermano del Gobernador, sobre todo cuando el propio mandatario es uno de los críticos más mordaces del Frente Opositor.

El medio hermano debería de saber que el “apoyo” de los funcionarios y de los empleados de Gobierno no significa el apoyo de los michoacanos, ya que las unanimidades ficticias no existen.

Pero todo se sabrá con certeza el 04 de febrero, día en que sesione el Consejo Nacional Electivo, en donde con toda certeza se dejará en claro quién será el Candidato del PRD al Senado.