¿Por qué es tan popular AMLO?

Publicado en Debate el lunes 11, marzo, 2019

En la imagen el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador en gira por Guadalajara.

ÁGORA PÚBLICA/ Redacción.

Morelia, Mich.- La popularidad del presidente de la República oscila entre 67% y 85% y muestra una tendencia estable o al alza, algo inusual para un mandatario durante sus primeros 100 días de gobierno. 1 Vicente Fox, Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto vieron caer su popularidad durante los primeros tres meses de sus gobiernos.

De acuerdo a una publicación de Integralia Consultores Cinco factores explican la alta aprobación de AMLO: i) un estilo cercano de gobernar; ii) la expectativa de mejora que sigue al hartazgo de los gobiernos anteriores; iii) un gobierno de “acciones rápidas” (aunque con poca planeación y problemas en su implementación); iv) una estrategia de comunicación que utiliza un lenguaje común y cercano; y v) el planteamiento constante de una lucha del bien contra el mal (donde el mal es el neoliberalismo y el bien es la Cuarta Transformación).

Respecto a lo primero, el presidente ha tomado decisiones políticamente rentables – como eliminar la pensión de los expresidentes, abrir Los Pinos a la ciudadanía, deshacerse del avión presidencial, etc.– así como encontrarse con los mexicanos cara a cara. Asimismo, su agenda 24/7 es percibida como un fuerte compromiso con sus gobernados. Segundo, el nuevo gobierno ha despertado grandes expectativas de mejora entre la población.

A pesar de datos económicos desalentadores, las encuestas muestran que los mexicanos se sienten más seguros y consideran que la economía está mejorando. La esperanza parece más poderosa que las cifras. Por otra parte, el presidente ha buscado cumplir algunas promesas de campaña con la mayor rapidez posible y ha tomado acciones controvertidas que han abonado a su popularidad, como el combate al robo de combustibles. Este tipo de decisiones crean la imagen de un presidente de acción que busca cumplir sus compromisos y combatir la corrupción.

En lo que respecta a la estrategia de comunicación, el presidente ofrece una conferencia diaria que proyecta a un presidente que habla de frente y está al tanto de la realidad del país. Dichas conferencias “mañaneras” le permiten al presidente mantener el control de la agenda nacional y defender sus decisiones sin intermediarios.

Toma de protesta Fuente: El Financiero Aprobación vs. desaprobación de AMLO 2018 2019 4 Finalmente, López Obrador ha continuado desde la campaña con un discurso maniqueo de buenos contra malos, liberales contra conservadores e impolutos contra corruptos. Este discurso sigue haciendo eco en una sociedad descontenta con los privilegios de “los de arriba” y la corrupción de anteriores administraciones.